Se trata de un comercial de Pokemon Sol y Luna, los últimos juegos publicados por la franquicia. En los mismos, se puede ver al corredor estrella Usain Bolt disfrazado como uno de los miembros del Team Skull (antagonistas del juego) y diciendo la frase “Incluso en una batalla Pokémon, soy el número 1“.